Vuelve a MUSA Orozco metafísico más dinámico



Además de ser apreciada en su conjunto, una obra con la monumentalidad que ha logrado José Clemente Orozco tiene que ser vista también de cerca, así como desde varias perspectivas, cometido que cumple el proyecto Orozco metafísico, en el MUSA Museo de las Artes de la Universidad de Guadalajara.

Esta exposición, realizada en colaboración con la University of Guadalajara Foundation | USA y el Legado Grodman, llega al recinto a manera de experiencia inmersiva, esa en la que cada visitante está rodeado de diversas imágenes gracias al video mapping que permite una vivencia sensorial en torno a aquello que el artista ha dejado como legado.

Los elementos de los frescos del Paraninfo “Enrique Díaz de León” a destacar son precisamente aquellos que requieren mayor observación para ser detectados, que en muchas ocasiones pasan desapercibidos, pero a su vez son clave para comprender la composición en su totalidad.

“Es resaltar algunos detalles y propiciar que quien vea la animación pueda entender o pueda ver, que Orozco eso era lo que quería, más que alguien platicara sobre sus obras, sus murales, era que la gente aprendiera a ver, entonces eso es lo que se intenta”, expresa la curadora de la exhibición, Laura Ayala Castellanos.

Esta es la tercera ocasión en que la creación del pintor jalisciense ubicada al interior del MUSA traspasa los muros de esta forma, puesto que fue presentada así anteriormente en LA Art Show y en el propio recinto universitario en 2018. Ahora vuelve con mayor dinamismo, sobre todo en cuanto a las imágenes de la cúpula y otras adiciones.

Una de ellas es la exhibición de una cronología, a propósito del centenario del muralismo en México, de este tipo de obras que Orozco realizó tanto en su país natal como en Estados Unidos de América, mucho más allá del Paraninfo.

“Además, el visitante se va a poder empapar a través de una selección de bocetos, estudios preparatorios para cada uno de esos murales, con esos se hacen algunos diálogos entre las inquietudes que tenía Orozco y que de pronto las volvía a revisar y a revisar, entonces tenemos temas que, no es que se repitan, pero que coinciden en sus aversiones”.

Esta propuesta de recorrido por las obras invita a su vez a adentrarse en la animación, para luego observar nuevamente los frescos ya con una visión enriquecida sobre el trazo enorme y la pincelada del gran artista.


Foto: Mary Cervantes


365 visualizaciones
Entradas recientes